Testosterona y tatuajes: Josh Mario John

Conoce a Josh Mario John, un guapo modelo que rezuma tinta y testosterona por cada poro de su piel. Este candente y sensual hombretón proviene de Ontario, Canadá.

Los tatuajes que recorren su fornido cuerpo, su melena rubia y esa barba perfectamente desaliñada lo han convertido en el último objeto de deseo en las redes sociales. Desde su perfil de Instagram congrega a más de 400 mil seguidores ansiosos por ver su siguiente posado, un nuevo tatuaje en su cuerpo o algún look cargado de estilo que no deja indiferente a nadie.

Con su actitud rebelde y su singular estilo – una mirada penetrante, una barba sexy de leñador y un sensual cuerpo – se ha sabido ganar el reconocimiento gracias a su participación en campañas publicitarias para reconocidas marcas, especialmente Diesel. Josh Mario es la mejor combinación entre un vikingo tatuado y un motero de ‘Hijos de la Anarquía’. Su primer tatuaje se lo hizo con 24 años y desde entonces no ha parado de decorar su escultural figura.

Aunque eso no es todo; hay que decir que detrás de ese fiero aspecto de motero hay un joven lleno de inquietudes y con estudios. Josh se graduó en Psicología, trabajando para el cuidado del bienestar infantil. Esconde un alma sensible, volcada en causas solidarias y en ayudar a los niños con problemas. Nunca hay que juzgar por las apariencias.

Tatuaje favorito: El primero fue el más especial, comencé haciéndome todo un brazo al más puro estilo ‘new school’. Toda la manga es un collage de flores inspiradas en bocetos y pinturas que mi difunta abuela había hecho. Está lleno de significado para mí.

Artista favorito: Me encanta todo lo que Smith Street Tattoo y Mike Rubendall han creado. También soy un gran fan de Frith Street Tattoo.

Cómo se describe: Soy una persona muy curiosa por naturaleza. Me encanta viajar y es raro que pase un fin de semana en la ciudad donde vivo; de lo contrario me comporto como un gato enfurecido, soy bastante pasivo-agresivo. Soy una persona con un retorcido sentido del humor algo obsceno. Soy difícil de entender, pero así es más divertido; mantiene a la gente intrigada, intentando adivinarme.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *